30 diciembre 2010

EXORDIO

*
 
 *
EXORDIO
*
Y todo empezó como comienzan la mayoría de los sueños en los que creemos...
Así...juntando, horizonte, camino e ilusión, y ese deseo de alcanzarlos.
.....

*
Primero está la palabra AMOR,
y luego las demás otras...
El aire que la roza,
quien le roba el calor y su silencio,
quien descifra su único sueño:
vivir desnuda y renacer entre los humanos.
Imagínate un beso lentamente,
su carne tibia,
un cuerpo al que abrazar,
bajo la noche que heredan los amantes;
sin muerte ni olvido posible.
Tal vez hoy, o en la raíz de un verso,
pero nunca con tormenta en su mirada.

*
Tal vez tu abrazo, aquí presente,
como si fuera la llave de la tierra,
la luz que transporta nuestros cuerpos sin materia,
al pájaro crisálida,
al habla del poema,
esquejes secretos del universo…
Tal vez tus labios, gota a gota,
sinónimos de ti,
antónimos de cualquier antonomasia,
el océano que pide su dulzura a gritos,
la luz al tacto de tus ojos…
Tal vez, como cuando yo te tengo,
fiebre contra mi pecho,
hombre cierto,
epíteto de la noche,
velero entre las luciérnagas celestes que se marchan.
Quien busca puerto en ti,
zaguán, tu delta, vigilia.
Nuestro segundo de lo cierto.
Tu manera de mirarme…
como recién amante y amada.
Sí, tú mujer; yo, en tu infinito recibimiento,
entre la desnudez del viento que nos llama...
*

 
VIENTO DEL SUR

Porque ahí, afuera,
el fuego eres tú,
nuestro abrazo invisible.
Pecho eres,
fermentada tu tierra.

Viento del Sur,
a ojos cerrados,
desnuda tu carne,
corazón que se abre,

corazón que te lleva.
¡A ti, viento y sombra!
Ola cuando te miro azul,
tu cuerpo que se transforma...
*
De tu cuerpo vengo,
azul mañana;
abrazo y fiebre,
caracola y ámbar.
Montaña arriba,
a tu cuerpo voy;
mi poema al viento,
camino y agua.

*
"A Nieves, mi compañera de camino, caminos, llanuras y montañas"

José Medina Mesa (Joseme)

29 diciembre 2010

A POEMA ABIERTO

Arqueada la vida del poema,
no queda otra cosa que acudir en auxilio de sus verdades;
apuntalar el arco iris de su pensamiento,
llámese mecanismo de la vida o de la nada.
A un extremo de aquí, la palabra que lo amamantara;
al otro, allá, la puerta sin salida de sus recuerdos:
nonata, traslúcida, diluviana;
mágica, épica, laberíntica,
acosada, en paz, exonerada…
Puro escalofrío de los sentidos,
como ese golpe de corazón y labios,
el que por derecho y cuerpo arrastra.
Muestra inequívoca de por aquí,
ignífuga del más allá interceptado.
Paralelismo entre dos gotas de agua,
espejismo del hombre a caballo
sin viento alguno de cara.
Eje, distancia; esqueje de lo que fuera.
Partícipe del amor, motor, rueda giratoria…
Engranaje, embalse, acuífero del llanto.
De la alegría desbordada por cada gota con abrazo.
Pozo al momento, sombra inclinada; árbol a la deriva.
Asfalto, atardecer continuo que se marcha.
Cruz y cruce a veces de por la vida.
Stop.
Amor partido en dos; en mil pedazos tras su carne,
antes de que lo recogiera el poeta a la velocidad máxima del universo.
Futuro pasado, estrella sorprendida,
abrazo imperturbable en la posición de intacto;
flor y fruto.
Como ese beso de ti, otro en tu frente.
Fuente, trayectoria.
De hombre a mujer tan necesarios.

28 diciembre 2010

A TI, HOMBRE DE LA TIERRA O MUJER DE LA LLUVIA


A veces te dirán lo que tienes que ser…
hombre o sed,
mujer o vientre,
agua o fuego,
ignífuga roca, solo pensamiento,
pez que se arrodille,
mar sin caricia,
poema en simpatía,
hoja al viento que se pisa...
Te dirán, que la historia se repite.
Que la batalla era necesaria.
Que el destino nunca se equivoca.
Que el hierro por la espada vive,
cuando a la espalda de tu sombra son muerte y óxido innecesarios…
Te hablarán del miedo al futuro imperfecto,
del perfecto tiempo de la paz del mañana.
De la paz que se arrodilla.
Del violento poema de la libertad.
De la fe, sin la más mínima fe en si misma.
Del género sin especie.
Del árbol de las siete vidas.
De la mano sin brazo que te espera a la salida.
De la mal llamada llamarada azul de la profecía.
A ti, hombre de la tierra o mujer de la lluvia.

27 diciembre 2010

TÚ MI GOTA, CORAZÓN DEL AGUA

Cuando percibo el eco de tu voz de amada,
crisálida al viento bajo el abrazo inequívoco...
Inspiro, aspiro, ese tú de tu piel
pecho abierto necesario.
Imagino, siento, ese infinito a cada paso.
Porvenir de tus ojos.
Por venir de tus brazos. Corazón que se sale.
Orilla en tierra. Única mirada.
Huellas que se resisten bajo la sílice de las horas,
aquel horizonte de arena y plata.
Viento de aquí,
péndulo de la nube amedrentada,
cuando se asoma bajo el fuego mutuo de nuestras miradas,
a cada instante,
a cada impulso inmensurable.
¡ Ay horizonte que se abre !
Acá nuestros sueños, allá tú;
camino innato de los barcos imaginarios.
Mar engendrado de la mar antigua;
cómplice de las horas,
ahora de nuestros cuerpos a la deriva,
nanosegundo de todo universo inacabado.
Mar infinito,
amor sin naufragio.
Microestallido al fin, latido hereditario.
Amor cuando te lleva,
misterio cuando te alcanza.
Pasos ambos en cada dosis humana.
¡Tú mi gota, corazón del agua !

Porque yo te amaba, y tu me dabas...
tu piel de noche, tu corazón del alma.
Porque yo te amaba, y tu me dabas…
Tu boca contra mi sed,
Tu azul sobre mi agua.

26 diciembre 2010

SUEÑO DE UNA NOCHE FRENTE AL MAR

Cuando al amparo de tu cuerpo me recibes,
lejos de toda duda, mi piel contra tu piel a oscuras,
imagino, siento, ese sueño ya sin distancia;
universo de tus ojos en equilibrio,
tacto de tus caricias…
Ese tú de tu boca, ánfora bajo la lluvia,
sed desde la sed del viento que nos mira.
Cuerpo a cuerpo,
ya bajo el alba;
ya, sobre el temblor del horizonte que se aproxima…
¡Nuestro sueño que se levanta
bajo las agitadas alas del poema!
Viento y necesario.
Como revivido y cálido siempre.
Como recién nacidos: hombre y mujer entonces.

25 diciembre 2010

A ESTE LADO DEL TIEMPO

A este lado del tiempo,
en donde las palabras recién nacidas
se alimentan aún de las ubres de las montañas...
¡ay las montañas! conocedoras del tiempo sin sombra,
de la nube que se aproxima,
témpera de la luz cansada de tanto viaje,
despojada allí de su secreto,
a la vera del átomo sin techo.

Allí, en donde el nanosegundo es amigo de la oruga,
de la futura crisálida,
de la fruta recién caída, aún en los brazos del aire;
del viejo atardecer sin dentadura,
de la batalla que nunca fue, muerte ni gloria.
En donde el canto del jilguero se ralentiza;
atrae, de paso, al ruiseñor del bosque sin cenizas,
a la olímpica golondrina.
Mientras se aproxima...
el lento orgasmo de la naturaleza,
se abre el brote de la indecisa yema,
la hoja que cae como durmiendo,
el paso del verde al rojo, sangre amapola;
el crujir de la arcilla,
el verde valle que se estira.

A este lado del tiempo...
aquí en donde el viento, silencio del hombre,
habita sin estancia,
sin cuerpo ni muerte asegurada.
¡ay tiempo, tú cuando que te marchas!

A este lado...
el de ese otro tiempo,
acá en donde el poema, desnudo gesta
sin religión, ideología, ni sexo que se le atribuya,
bajo el jeroglífico del abecedario,
el de la metáfora nonata...
A este lado del tiempo,
en donde el tiempo ni existía,
Tú, viento…tú, poesía…

24 diciembre 2010

PORQUE SOMOS...

Porque somos: hombre, mujer;
río sobre el agua.
No por el mecanismo cerrado de la palabra
escrita o al habla.
Porque fuimos: olor a vientre, antes;
carne cosida y descosida,
¡ay madre!
A cielo abierto ahora.

Porque somos:
todos nuestros vivos,
nuestros muertos de siempre;
poetas y héroes,
cada vil asesinato.
Ese pan que sobra,
la boca cerrada al aire...
sombra,
hierba,
ventana.

Porque somos: hombre o mujer,
camino hacia delante,
volcán a cambio de su lava.
Geometría sin ángulos cuando el sueño navega,
entre la mar y su ancho.
Esquina como la sombra de la esquina
cuando el mar es ahora,
arena amarilla o agua.

Porque somos: hombre y mujer,
cuerpo a cuerpo
cuando el sexo se aproxima.
Equis al cuadrado,
Pi de esa circunferencia interminable.
Algoritmo tras el logaritmo del vivir.
Acento como esta última tilde.
Quebrado de nuestro universo.

Entonces, lo que el vivir nos deja,
Hombre, Mujer,
diminutos ¡levántate!
Prepara tu sueño.
Todo lo que nos queda por caminar,
camino hacia adelante.
Mezcla de nuestra carne viva.

23 diciembre 2010

LA CIMA

LA CIMA

Porque te quiero azul, inviolable,
tanto cuando eres viento,
como cuando eres aire...
                  *
Porque me gusta tu aire,
esa bocanada de horizonte indesmayable.
Azul que te llama,
en llamaradas de fábulas.
Mirada atrás y hacia delante.
Principio.
Infinito.
Forma.
Orogéneis.
Esa dosis de altitud,
en tu yo diminuto.
Silencio sin nombre,
de montaña a hombre.
Color que se resiste.
Hendidura.
Cielo sin techo.
Allá tú; cuerpo sobre la tierra,
vertical aunque, lejanía,
sobre tu soledad que renace;
compañero ahora de su altura inseparable.
Cima tú; tímpano del aire.
Viento que me arrastra
toda vez montaña.
A camino abierto.

22 diciembre 2010

DEL MAR AL HOMBRE Y SU PALABRA

"...y esa palabra hombre,
que quizá no sea buena
para lo que veo al oírla"
                 SAMUEL BECHETT

¿Pero qué fue de su cuerpo?
¿Qué fue del que fuera…?
Azul, verde, tierra;
la ola que le siguió al polvo,
aquella primera playa,
la ola que siempre volviera,
el horizonte sin pena ni techo,
la mano del tiempo que espera.
¿Pero qué fue del que fuera…?
Aquel sueño, argumento,
secreto, simple forma,
el último adiós sin pecho.
Aquel barco que se alejó,
pidiendo perdón por su estela...

21 diciembre 2010

LA TIERRA AL HABLA


Que sepan los hombres que los caminos existen,
a pesar de sus torceduras.
Que desde la incipiente huella,
la que dejó el viento tras su ausencia,
creció el calor y el frío,
la mano y la frente destemplada,
el rubor de la palabra,
la sombra inequívoca de la existencia.
 
Que sepan los hombres que hay silencios y mares  en los que pensar,
sueños en los que descargar nuestros infinitos cúmulos,
misterios y límites posibles,
sin tener que preguntarse por qué.
Porque de ello dependen las montañas, los ríos,
el vaho de la tierra, la desnudez de nuestro pensamiento...
el amor sin defensa posible.
 
Porque no hay infinito más humano que la vida.
 

20 diciembre 2010

POEMA EN BLANCO

POEMA EN BLANCO

Como poema sin brazos,
algo así como un universo sin estrellas.
Como tiempo sin hallazgo,
variz de una galaxia,
el poema tiende su mano
y el viento abre sus alas
sobre los campos de amianto.

El poeta en la fragua;
el verso desnudo, entre mil palabras,
como si fueran dos náufragos que se encuentran
bajo un crujir de demasiados silencios:
el del alma.

Quizá sea su aliento el que se ha secado,
mientras el mirto se ahogaba en el agua...
Quizás se reconocieron en algún momento.
como el corazón, universo reversible que estalla.

Pero mejor soñar, que huir tranquilamente desapercibido.
Inevitable voz, la del silencio.
Mejor dar que recibir, si dudas sobre lo vivido.
Y así y allí sobrevivieron, a base de presentimientos...

Porque nunca le preguntaron al día por sus sueños.

19 diciembre 2010

DEL MAR AL MAR DEL ALMA

Del mar al mar del alma,
allí océano, aquí esperanza.
Fragmento de ese cielo inamovible;
página al viento, azul de hambre.
Y nació este poema que se abre
tras el amanecer de las palabras sin venganza.
Porque todo es empezar como el abrazo,
Amar, amor, Amar…esta es la causa.

16 diciembre 2010

A OJOS VISTA

Veo aquí, sobre el poema, al borde de la vida,
de la existencia o de donde venga,
corazón, mano, herida contraria...
Alma de todo lo que se entierra y renace,
elevador o cúspide con una única parada:
la de unos ojos por delante.
Da igual que sean azules, verdes, negros,
híbridos,o de todas las formas multiplicables.
Eso sí, suficientemente expugnables.
Sin límite de llanura.
A ser posible, de esa tierra llamada surco;
pero nunca arrodillados por necesidad, sequía o hambre.

Poesía como el agua, mi sed de ahora,
lluvia tras la distancia,
ventana, nube, mar, agua adentro...
De esa, sí; de la que se filtra, reaparece,
fuego tras el sosiego;
de la que inunda paisajes definitivos.
Ya sea en forma de gota al peso,
sudor, nieve, pensamiento, savia, saliva;
apero del camino que nos lleva.

Veo aquí, sobre el poema, al borde de lo que era,
vacío, viento, carne, vela...
Un tú, receptor; un yo donante,
cuyos únicos órganos están en nuestro ánimo,
como palabra erguida.

15 diciembre 2010

A CORAZÓN ABIERTO

*
¡Ay!, corazón temblando,
si se desprendiera el infinito de tus brazos…
Montaña, valle, escucha,
tu sangre abducida,
a golpe de quemadura.
Sístole, diástole,
frontera de los humanos,
piedra sobre el agua.
En donde el viento acaba,
acaba después de tanto,
como apócrifa niebla a la deriva:
la ciudad del ancla.
Diminuto aire que se alza...
sierpe, savia, río, nube;
lluvia luego, distancia.
Sollozo, poema en marcha,
ansiado huésped.
Sueño, mano, mañana
y hay corazón.
¡ Ay corazón
cuando te levantas
amanecer, voz, onda, estancia!

14 diciembre 2010

DEL ÁRBOL Y SU PARÁBOLA

*
 *
DEL ÁRBOL Y SU PARÁBOLA
 
Cuánto de árbol y vida,
adiós sin equipaje,
a la voz de ya,
hoja sobre la rama infiltrada,
amén de ese verde tan epíteto...
Verlo en pie, venir,
caer en cascadas de amarillo y esperanza;
como savia del mundo,
hacia la voluntad del infinito.
Os presento su altura,
libertad, sumisión,
orgullo, inocencia;
ese espíritu sagrado,
tan sangrado destino innecesario,
sueño a la par que agua.
Raíz, tronco, llave...
universo que se nos abre
bajo el porvenir del abrazo al que encarna.
Quizás, ese silencio que nos falta
para escuchar, traspasar,
prolongar su ansiado deseo,
semilla de cualquier poema al borde de la existencia,
a golpe de viento y savia.
Mano, árbol,
brazo del hombre...
Flora y sombra del mañana.

13 diciembre 2010

TAL VEZ SI FUERA TIEMPO...

Quisiera revocar el tiempo,
ese tiempo que nos señala,
la geometría del vacío,
toda bala imparable,
el paisaje árido al que llegamos.
la voz de YO, sin el TÚ que la reemplaza.
Las mañanas sin habla,
las noches de color del alba,
ese adiós sobre la nada,
las catedrales sin dioses.
Quisiera adelantarme al destino
por si fuera el hoy de la esperanza.
abrir y sellar la jaula.

12 diciembre 2010

EN UN LUGAR DEL FUEGO

Porque no fuimos los humanos
quienes  nos alejamos de aquel prístino paraíso,
fue la vastedad del vacío quien pronunció la primera palabra:
Soledad, montaña abajo.
Y la tierra, ahíta de agua y sed, quien pronunció su primer silencio
mientras se podía escuchar el murmullo del primer milagro,
y del segundo:
Era la vida de nuevo,
de repente la vida en carne y hueso:
amor, mensaje y destino.
Pero...¿qué harían los dioses contra el amor de todos?

DE NADIE AL AIRE

Y por aquí anduvo el hombre,
bajo el insomnio de los árboles,
y la luna que se llevó:
su mirada, los sueños,
los mares,
hasta los ojos de los pájaros:
blancos, negros,
azules, eternos…
Sus rendidos pies,
sus caminos a Marte,
su piel anaranjada,
en su memoria tatuada.
Y allí quedó:
la orilla del río,
el mar de corazones,
la ola del antes,
la sierpe del agua,
el aire, su mirada...
La palabra aliento,
al viento.

11 diciembre 2010

SOBRE LA ELÍPTICA DEL POEMA

Se levantó el poema moribundo,
tan herido de muerte como los humanos,
mientras la luna bajo el agua
se hundía entre las sombras de los pájaros
Aquel viejo poema,
que levantó soledades,
indómitas pirámides,
corazones deshabitados,
hasta ciudades a hombros.

Se levantó el poema moribundo;
y, palabra tras palabra,
ahora prisioneras de nadie,
las fue recogiendo:
Una tras otra,
verbo tras vocablo.

Así lo vieron perderse,
verso en mano,
la quemadura al desnudo,
las nubes sin horizonte,
los labios sin clorofila,
y el cielo a bocajarro…
Infinito en sus finales.
Como criatura de pecho abandonada.
Como agua que desemboca en la médula del agua...

10 diciembre 2010

SIN RAZONES DE MUERTE (PAISAJE DEL POEMA ASESINADO)

Porque llevaba...
el cielo de cruz,
un destino y el sol de cara.
El pecho contra la luna,
los pies contra la tierra,
y el habla contra la nada.
El azul hacia el océano,
la ola contra el verde,
ese verde llamarada.

Así, viniera de donde viniera,
viajara en donde viajara.
Una lágrima del viento,
el viento que se calla…
¡Duerme poema, duerme!

09 diciembre 2010

SOBRE LA POESÍA QUE NOS ALCANZA

Yo sé que me acerco al vaivén de mis huesos,
a mi carne con sabor a quemadura,
aún al pie del camino, en donde la montaña se agosta.
Ya sé que es cuestión de años, de suerte, de vidas,
de la suma de tantos paisajes a la deriva.
Pero no quisiera irme sin saber el porqué
de esta insistencia de la poesía.
Alegría mía, tristeza mía.
Aquí y ahora, a solas con ella.
Cuerpo a cuerpo, sueño tras sueño.
Como la vida y muerte que nos acecha.
Unas veces por ser luna,
otras por ser sombra.
Pulso, nebulosa.
Sangrante herida.
Amor que desemboca.

08 diciembre 2010

MUJER, AMADO PRINCIPIO

Porque aún eres Paraíso,
el beso tras la lluvia;
de gota en gota.
La mar que engendra,
carne de tu carne viva.
Orilla frente al mar.
Brisa que se acerca
al reino de tus labios.
Beso al unísono.
Nube que espera,
mirada y cielo,
campo bajo la siembra.
Mujer, amado principio,
la idea era…Que el hombre,
viviera contigo,
te amara hasta la muerte.
Tu amigo y compañero.
Nunca, al límite de la sombra...
Amor que nace, siente, padece.
Silencio para vivir.
Desigualdad,
centellada innecesaria.
Lágrima que se desborda.
Mujer, amado principio.
Porque aún eres Paraíso.
Océano y mar,
verde mañana,
orilla y agua.

07 diciembre 2010

MOMENTO Y TIEMPO DE TI

Hay tantas cosas de ti
que crees no merecer.
Por si el amor, no quepa duda,
la luna entera
y el sol nos vieran
a tu cuerpo trasladarme.
La noche cuando arrecia en tus ojos,
y el alba se retrasa.
Pero sobre todo,
abre la ventana y mira:
ese cielo que sostienes,
ese infinito que se abre.

06 diciembre 2010

AQUÍ HABÍA UN MAR...

Aquí había un mar, una alfombra,
y un viento frente al agua.
Una gaviota errante
orilla, corazón y habla.
Ahora fría página,
un letrero en su memoria:
el hombre, posible palabra.

05 diciembre 2010

INFINITO DE AMAR

La luna partida,
el sol entretanto,
Tu cuerpo en la arena,
miel y esperanto.
Dos almas y un día...
Razón de tanto.
Día mortal, pero nuestro.
Aquí, en donde el cielo habita
Por ejemplo.
Tu rostro.
Mientras la noche nos vencía,
voluntariamente.
Y nos ofrecía
horizonte y techo,
ante la brisa.
Fue entonces
cuando la tierra despertó,
ante la primera gaviota.
y tú te incorporaste.
Y éramos, un hombre y una mujer,
o sea,
un hombre, y un infinito de amar.

04 diciembre 2010

AMADO PRINCIPIO, TEMIDO FINAL

Hubo un día,
y un mar tan de frente,
como si se hubiera bebido toda la tierra…
Era la luna que absorbía,
luz para su reino,
la mirada de los hombres.
Como las cansadas olas
que vienen y se van,
como el viento que sigue al polvo.
Amado principio.
Temido final.
Cuando la luz camina por el agua.
Cuando ese barco del adiós se aleja.
Como sed y sílaba del recuerdo.
Como invisible sombra del agua.

03 diciembre 2010

AZUL PARA TU REINO

Y allí estabas, sí.
Buscando…ese mar sin abismo.
Buscando…el infinito del agua.
De caracola en caracola,
de gaviota en gaviota.
Con tu cuerpo blanco.
Con tu piel de cara.
Que sabe a cielo,
con salida al viento.
Mujer y agua.
Azul para tu reino.

02 diciembre 2010

DEL AZUL QUE VIENE, POR EL AZUL QUE SE VA

Del azul que viene,
por el azul que se va,
el agua del río,
llorando va.
El sol, sin pupilas;
el mar, su verdad;
la niña en la orilla,
esperando está.
Amarillo o naranja,
blanco cristal,
aguas arriba
la luna saldrá...
monte tras monte,
montaña será.
El viento que lleva,
azúcar y pan.
Por el blanco velero,
el trigo, ola va.
La niña que espera…
su corazón ya lo da.

01 diciembre 2010

A ESE DE TI TAN CERCANO

Fragmento de ese tiempo que estalla:
Tu mirada.
Abrazo de ese universo tan cercano:
Tus manos.
Camino y pasos de tus pies:
Tu piel.
En mí enredada.
Como ese, tu cuerpo blanco.
De agua y sed.
Ser de tanto.
Mujer.
Germen de tu carne y alma.

30 octubre 2010

EL SEUDÓNIMO

De sobra sabes que aquí yace el estruendo.
Que la palabra es sellada, aún a corazón abierto.
Que esta penalidad no se paga ni con salario mínimo
ni en especie increíble que valga.
Que el poeta es invisible, tan evidente como el aire
Que el viento ni inspira ni expira
Aunque a veces…

De sobra sabes, que la Tierra aquí, es mi tierra y única.
Onda cuando pisas sobre mi orilla.
Cuerpo bajo el peso de las flores.
Por suerte, nunca propiedad eterna de nadie.
Soledades y adioses de los humanos...

De sobra sabes que vendrás, que mirarás,
ese yo no tan lejano.
Unas veces, a ojos abiertos;
otras, bajo el insomnio de la nieve.
Abrazo y nunca torre.
Intemperie.
Ese ahora tú tan cercano
a este vacío ángulo de multitudes.
Si después de todo, te olvidas de mi nombre
lo entenderé.
Quizás porque aún, en el fondo,
ni te he hablado de mi seudónimo.
www

29 octubre 2010

Y HEME AQUÍ...

*
                           * Fotografía: Joseme

Y heme aquí, a la escucha del instante,
humano tiempo: 1,2,3,4…
Sin voz, en silencio...
De arriba abajo
a pecho y espalda: 1,2…
Fiebre y descanso
¿ Quizás yo?
¿Quizás palabra algebraica?
¿Relámpago?
¿Poema sin rostro?
¡Estruendo!
¡Rayo!
Heme aquí, antes de vivir...
En ti.
Palabra a palabra.
Tormenta y calma.

28 octubre 2010

LA POESÍA EN DONDE VIVO

*
*Fotografía: Joseme
*
LA POESÍA EN DONDE VIVO:
-.-
De momento en esta casa de acogida.
Mi corazón: fijamente que palpita junto a otro.
Mi viento: de Sur para adentro
Mi nave: a océano abierto.
Mi montaña: aquí, tan real como en mis sueños.
Mi palabra preferida: Azul. Tan azul como tú.
De cara al horizonte.
Después, todo se adivina…
Ese aire, fuego, tierra.
Se aprende y prende.
Mis ojos: cuando tus ojos se encienden,
como aquella nuestra vez primera.
Y así: cualquier día, por ejemplo.
Después, háblame de cualquier esencia;
pero no hasta dónde ni tiempo
porque quizás sean,
sólo palabras malheridas.
La poesía en donde vivo:
No tiene número, ni calle abierta.
Sólo pecho contra pecho,
montañas de pensamientos.
Como éste, su beso ígneo tras la nieve.
Tú, cuando llenas mi vida de primeras noches.
Cuando nace ya tanto abrazo.
He aquí del porqué del poema.
. . . . .
¿Lo ves?
Es azul,
verde,
blanco,
invisible,
transparente,
rojo, inacabable...
Aire, cuando se detiene,
a la espera de unos párpados abiertos.
Sueño. Desvelo.
Noches y mitades a la escucha.
Laberinto o sendero.
Tal vez tú, en estos momentos
en su búsqueda y/o auxilio.
Un abrazo de mí
por donde pasa: ese azul,
ese verde,
ese rojo,
ese blanco,
río abajo...

27 octubre 2010

BAJO LA PIEL DEL ÁRBOL

*

BAJO LA PIEL DEL ÁRBOL
-.-
Cuando miro hacia arriba y existes,
no ya de azul y tan alta,
sueño bajo la piel del árbol,
como arbórea crisálida, savia de la tierra,
esqueje de amor,
piel de ese viento que te desnuda y transforma...
Creo en todo lo que nos rodea y sucede.
Molécula a molécula,
neurona de mis sueños
hasta ese infinito que nos une y que se aparta;
cuerpo a cuerpo, ya sin distancia.
El ave que nos sucede...
El sueño a la deriva...
A cada mirada mía, tu mirada que me alcanza.
¿De qué viento salió tu cuerpo?
¿De qué árbol tu mirada?
Mientras se abre ahora, el porqué de tus párpados.

26 octubre 2010

A PARAÍSO PASADO

*

A PARAÍSO PASADO
-.-
Desde que nos enviaste tus frutos mordidos por tus labios
ya habrán pasado corazones y letargos,
montañas de ocasos y sueños de primera mano...
Y miro hacia la Tierra redonda,
y sólo veo rincones inacabados,
rutas cerradas por los hombres,
esperanzas que nos robaron los cometas.
Poemas que andan recogiendo nieve con las manos,
por donde antes pasaron rayos y tigres de bengala.
Regresa de la nube al mar,
del mar a la montaña que te llama.
Y deja ese futuro fruto, aún imperfecto de vivir,
aguas abajo nuevamente,
para las miradas de las de por aquí abajo;
como moriré tal vez, simplemente
cuando el azul se apague junto a tu lado.
Ya como mortal testigo de este edén sin linaje.
A paraíso pasado.

25 octubre 2010

CONVERSIÓN ESTELAR

*

CONVERSIÓN ESTELAR
-.-
Debajo de ti, brota el mañana,
a jazmín y luz recolectada,
aljibe de tus labios.
Cuando silenciosa e impactante bajas,
de tu cielo al mar de mis palabras.
Así, como vencida te dejas caer…
Nube
Pez
Agua.
Caricia
Rambla,
Memoria arriba.
Mientras…
Juegas, con ese clavel en tu boca.
Muerdes, su sonrisa roja, mujer.
Le cambias, al color su escucha.
Levantas, sobre ese cielo dos almas.
Tú.
Mi latido y ofrenda.

24 octubre 2010

¡ ÁFRICA A LA VISTA !

*

¡AFRICA A LA VISTA!
-.-
Cuando habían resistido al barro salobre de sus huesos,
costilla en mano de Eva al fuego,
cayendo están los pájaros que duermen en el suelo
aplastados por el cielo del silencio.
Hoy cerrar los puños quiero:
¡ Injusticia, habla!
Dinos algo del más acá…
Abdikarim (esclavo de Dios),
Abdi (mi sirviente),
Abebe (él ha florecido),
Abrafo (guerrero),
África, a la vista de todos:
Nadie quizás detrás de nadie.
A cielo raso bajo la frente sudorosa.
De aquellos que quisieron vivir,
llorar como los hombres de blanco;
para luego verlos partir de negro, pero...
Como la guerra de los hombres sin rostro,
para luego verlos partidos por medio.
¡Pero qué silencio y entero, dios,
bajo este sinfin y crujir de los hombres!
¡Pero qué mal viento llevas hoy, aire…!

23 octubre 2010

NUCLEAR A LAS TRECE Y CUARTO

*

NUCLEAR A LAS TRECE Y CUARTO-.-
1,2,3…
Cuatro son, los ojos del pez.
1,2,3,4,5…
Seis, las patas del ornitorrinco…
…6,7,8…
Las trompas del elefante mocho.
..9,10,11,12…
La docena de hormigas en un bote.
…13…y un dedo
Las manos del pintor del cuadro mirando.

1,2,3,4…
Paul, Tatiana, Abraham y Torcuato,
a las trece y cuarto,
por si no lo veían bien…
se seguían preguntando entre ellos los cuatro

22 octubre 2010

SILENCIO,SILENCIO...¡ESCUCHA...!

Y llegará el día, quizás la noche,
de ojos blancos,
de azul ¿te vienes?
Allá, donde el silencio se multiplica,
o acabará siendo hoja...
del siempre otoño,
o de cualquier libro nonato,
catarata de su última primavera.
Y se juntarán…el viento del sur,
sangre-latido,
y el del norte, vértice amarillo.

Porque ¡ya vienen, ya! ¡Ya, ni se les oye…!
luchando contra el infinito,
y el tiempo, levemente herido.
Y ya no hubo palabra que muriera,
ni hombre esclavo de lo que dijera.

21 octubre 2010

DEL COLOR VIOLETA


DEL COLOR VIOLETA
-.-
Quisiera preguntarle al destino:
camino, viento a la escucha;
lluvia sin habla,
tormenta que se marcha cuando quiere...
Quisiera detener su sombra
ante ese refugio intolerable.
Mientras me levanto
y leo en un par de diarios:
la misma sangre con la cara destrozada.
La violencia le llaman, de género,
a un paso entre ese corazón al aire,
caracola mordida en el alma,
sangre oxidada,
bramido de todos los mares que se levantan.
Violencia de la mano del hombre
desde cualquier ángulo o mirada.
Sangre derramada, del color de la sangre
violeta.
Violeta de unos labios violados.
Como esa flor que se cierra,
de ese color, tan antiguo,
con ese dolor tan moribundo,
sin pronunciar palabra.
Quisiera preguntarle al destino:
por ese camino del habla.

20 octubre 2010

GRAMÁTICA DE LOS SUEÑOS

*

GRAMÁTICA DE LOS SUEÑOS
-.-
Los cielos están solos,
¿quién los llenará?
De azul y verde
¿De negro, quizás?

Soledad tras soledad
va la palabra andando
infinita, segura,
segura de que arriba hay algo…
Tenso, amarillo y volcánico.

Tilde robada a la tierra,
Fémur de todos los sueños.
Los sueños de color ámbar.

Los cielos están solos,
aislados del tiempo que anda.

19 octubre 2010

¿ERES LO QUE SUEÑAS?

*

¿Eres lo que sueñas?

¿Futuro inoxidable,
orgasmo cósmico,
escucha antes que el sonido porvenir?

¿Pan del día a día,
bocado de esperanza,
justicia sin recámara?

Tu otro yo, que de ti sale,
para que tú le alcances.
Como el desierto al agua.
Al despertar de la arena.
Cristal.
Al mismo día, a la misma hora.
Grano a gramo.
Extranjero de tus pasos,
extraño de tu sombra.

Allá, sobre la traducción del eco solitario,
con retardo,
Acá sobre la tierra.
al instante. Seca.
Martillo. Mar astillado.
Espoleta.

¿Eres lo que sueñas?
Anuncio televisivo,
plasma.
La vida a la que te conectas,
codificada.
Dólar sin sus barras.
Dolor.
Moneda,
Cambio moneda de cambio.
Unnecessary sleep,
traducción simultánea,
al fin y al cabo.
Sin reposición ni recambio.
Sin derecho a garantía
ni devolución que valga.

¿Eres lo que sueñas,
o lo que te dejan ?

Silencio, pena;
alegría, huella.
En defensa de tus sueños,
vida,
te lo digo, corazón.
Crujiente viga.
Sueño y sangre de la nuestra.

18 octubre 2010

PASO A PASO: CAMINO

*
* Fotografía: Joseme

PASO A PASO: CAMINO
-.-
Bajo mis pies, la prueba acotada del tiempo:
polvo, barro, huella, mis pasos…
Cuando paso de ser peatón, calle, plaza
a monte arriba, ladera abajo.
Cuando equivalgo al aire:
pesado,
ligero,
único;
árido,
gélido,
calor;
mi frente;
seca,
verde,
húmeda,
equivalencia.
Desde la tibia hasta mis hombros.
Húmero a mano, pulmón, clavícula
Horizonte:
¡Porque estoy vivo!
Ojeador de ese espacio asimilable.
Silencio, viento sin esquinas.
Enredado al azul que me acompaña.
Tiempo estimable.
Acá, tan real, como todo inacabado.
El arroyo que me acompaña sin herida a muerte,
de momento,
ni mar concreto.
en el más puro anonimato,
como beso ígneo arrancado de la nieve.

Bajo mis pies la prueba y ensayo
de la distancia que nos queda.
Para cada camino un tiempo y espacio;
por cada paso, esa distancia inseparable.
Desde la última huella.
Tuya, mía: nuestra.
Otra forma de afirmar que fuimos.
Camino.

17 octubre 2010

QUISIERA ABRIR LA NOCHE

Quisiera abrir la noche,

posponer su infinito ante el ébano de tu cuerpo,
como cuando la primera gota de lluvia acarició la epidermis de la tierra.
Quisiera atrapar su secreto, el del cóncavo éxtasis que la libera.
Absorber su silencio,
Como el eco del musgo cuando se hace huella…
Quisiera abrir la noche,
repartirla en besos por los confines de tus sueños…
Éste que nos lleva.

16 octubre 2010

DE BARCOS Y MITADES

*

DE BARCOS Y MITADES-.-
Arriba, el norte;
acá, el sur...
Allá, poniente;
acá, levántate.
Y el viento, tras la niebla,
lleva sal y esperma dentro.
¡ Ay orillas inclinadas !
¡No hay orillas para tanto!
La vida que parece...
La vela que te ofrece...
Ola, sueño, pez...
Pez que de su sombra duda.
Tras ese copo de nieve blanca,
tras ese rayo de piel oscura.

Arriba, el norte;
acá, el sur.
Allá, poniente,
acá, levántate.
Noche de la mar hundida;
sol en la arena que nunca duerme.

15 octubre 2010

CONTRA LA NADA (EN UN LUGAR DEL TIEMPO)

*
* Fotografía: Joseme

Y allí estaba...
Antes de que la soledad invadiera las ciudades,
los días y corazones deshabitados,
el refugio y moridero de los cometas,
la lenta distancia de la tierra...
Entre la noche, entre las sombras...

Bajo aquel perdido rincón de los ojos sin mirada,
donde faltaba el aire y reinaba la fragilidad de los cristales...
Mientras el mundo seguía girando a su alrededor
y reinaba en un lugar del fuego,
el del viento de los corazones helados...

Mientras la nada llevaba un invierno en cada mano...
Contra ella: el viento que nos une,
el calor y el abrazo que nos damos.

14 octubre 2010

CUATRO SON LOS HIJOS DEL HABLA...

*

Cuatro son, los hijos del habla:
Corazón,
Abrazo,
Camino
y Agua.
Los cuatros nacen,
inocencia añadida,
temblor de pájaro atrapado,
lluvia, desnudo al descubierto.
Los cuatro viven,
compañeros del río,
viajeros con la tierra,
a caballo entre los océanos del hombre;
su suerte.
¡ Pero qué empeño, el de la muerte,
el reunirlos a los cuatro!
Silencio…
¡Descarga!
¿Pulso?
Corazón,
Abrazo,
Camino
y Agua.

13 octubre 2010

MUNDO EL RÍO, EL AGUA NEGRA

*

MUNDO EL RÍO, EL AGUA NEGRA
-.-
Llevas en tu agua ceniza,
de aquel pájaro que alzó la vista:
¡Tanta vida corazón abajo,
libertad hacia arriba!
Muerte súbita,
criatura de la tierra.
Agua con hendidura,
viaje establecido.
De donde venimos todos,
como la última de las preguntas…
Nacimiento,
arrullo,
arroyo,
bosque,
color gramíneo,
ciudad sin palabras,
puntos suspensivos…
Interrogante
Océano a punto,
boca arriba.
Mundo.
Colapso.
Fin
Aquí
¿El punto dónde?

08 octubre 2010

DE ALLÁ VENGO, DONDE LA ESPERANZA

*
Fotografía: Joseme
*

De allá vengo, donde la esperanza.
A manos llenas,
aún a dentelladas del tiempo.
De la piel que se acerca
como el desierto al agua.
Desnudos ambos de ámbares y palacios,
de huellas que viven de nuestra última palabra.

De allá vengo, donde la esperanza
vive y blanca, como sal y húmeda.
Tan diminuta.
Pero no estaba en la montaña, si no delante.
En donde el verde último, nos arranca el habla.

07 octubre 2010

¿ DE QUÉ VIENTO HABLAMOS ?

*
Fotografía: Joseme
*

¿DE QUÉ VIENTO HABLAMOS?
-.-
Ajeno a todo, el viento nace…
Tan desnudo como empírico,
valle abajo, tierra mínima,
avenida inédita,
como montaña sin habla,
mirada que no es suya;
sed de si mismo,
palabra aún en blanco,
como mano extendida y excelsa.

Pasaje tras paisaje de ese misterio inacabado
del libro de la tierra;
arrodillada y no entera.
Tan obligado como los sueños.
Tan oblícuo como sus secretos.

Como cualquier otro ente con alma que fuera,
hasta el invisible cielo asesinado
que sube y baja, con su alma al aire.
Genoma del que forma parte;
de esa herida que es sombra
y que se alarga...
Raíz cuadrada del hombre, inagotable.

Tan en secreto como viene al mundo.
Tan explícito cuando su puñal es puño.
Al parecer amor, sin razón alguna.
Calle abajo,
abriendo y cerrando puertas.
Evidentemente invidente,
amante de la locura.
Soldado cuando hay guerras.
Víctima siempre de las ajenas.

Con dolor y olor, adviento.
Con sabor a espalda vencida
sin el adiós de su abrazo cumplido.
Pena.
Pero no de ese viento que yace arriba,
pero sí a ese viento que nos ha oído.

06 octubre 2010

A LA VUELTA DE LA ESQUINA: DIOSES Y ADIOSES DE UN NÁUFRAGO CUALQUIERA

*

*
A LA VUELTA DE LA ESQUINA: DIOSES Y ADIOSES DE UN NÁUFRAGO CUALQUIERA
-.-
Y ahora, dios...háblame del mundo que no es muerte,
del “todavía se puede” más cercano.
Del crujir de la arena, tan ruiseñor como el agua,
aún de la fuente más lejana que me hable.
De mi sed de ella, de llegar a verla.
De ese ir y devenir de puentes y vados.
De los que estrechan ríos y cahorros oceánicos.
Déjame escuchar, ése, su azul latido,
cristal o angustia de tu mar hinchado.

Porque no había pérdida en su voz,
ni distancia infinita que los separaba.
¡Tierra, tierra a la vista!

Fue ese adiós, que a veces vuelve,
quien le puso carne y grito en sus labios.

05 octubre 2010

NOCTURNO DE AUSENCIA Y LUCES

*

NOCTURNO DE AUSENCIA Y LUCES
-.-
Tu recuerdo me da calor,
frío sin tu cuerpo en la distancia.
Desde el mar me viene tu aire;
paz que dejas, desnuda la tierra.
Mientras fijo mi alma a la arena
y muerdo el apretado nudo de tu ausencia.
Delante de cada ola, quizás tus ojos se me adelanten.
Detrás de cada vuelco, la bruma me arranca la mirada.
Mientras persigo nuestra verdad,
a cada paso de nuestro fuego a voces;
porque el círculo del adiós nos retuvo, en éste
nuestro nunca tiempo ni vivir de adioses.

Cuando por fin llegas y te acercas,
desde el nuevo horizonte al desnudo.
Fluvial, plena de esencia, llamarada,
como recién nacida de la lluvia.
Ya luz que vuelve para quedarse.
De tus ojos, mejilla y luna.

04 octubre 2010

SEÑALES

*

SEÑALES

¿ Se desprendió de la lluvia ?
¿ A soledades ?
¿ Fue antes mar que océano ?
¿ Sal o herida de los ojos ?
¿ Transparente o desnuda ?
¿ Azul o indómita ?
...
¿Hablamos de la mirada,
la de esta simple gota?
...
Pues, al parecer,  era
la arcanidad del fuego,
lo que nos mostraba.

03 octubre 2010

POESÍA EN DIEZ SEGUNDOS (A DIEZ SEGUNDOS DEL PRESENTE)

*


POESÍA EN DIEZ SEGUNDOS (A DIEZ SEGUNDOS DEL PRESENTE)
-.-
Uno: Universo
Dos: Tus ojos
Tres: Cercanos
Cuatro: ¿Los veis?
Cinco: A mi lado
Seis: Cambiados
Siete: De Soles
Ocho: De ley
Nueve: Por ellos
Diez: Lo que somos

02 octubre 2010

LLUVIA

*

LLUVIA
-
Ayer anduve caminando bajo la lluvia,
esa lluvia del polvo y de la vida.
Pero no era la lluvia, era su corazón el que me seguía...
Sus manos desatadas. Sus pies de fino barro.
Mi piel contra su piel, de ojos desarmados.
De ojos desalados; del silencio, medio blancos.
Ayer me abrí camino, al abrazo de su llanto.
Mujer sin cuerpo y clara.
Inocencia que nos mandas,
como beso y cielo de la vida,
como deseo, sed y ser del agua.

01 octubre 2010

BAJO LA NOCHE AL DESNUDO

*

BAJO LA NOCHE AL DESNUDO
-
Estaba la noche tendida
y tu cuerpo
rojo viento amapola.
El mar entre la noche
y tus ojos entre las olas.
-
Como testigos...
Tú, mi Siempre,
la Luna,
y aquella brisa que se la llevaba.

Estaba la noche tendida;
nosotros, eternamente mirada.
Cuando mi cuerpo llamó a tu cuerpo,
y tu cuerpo fue ventana...
Cuando mi cuerpo fue tu cuerpo
y tu cuerpo fue llegada.

Estaba la noche rendida
pero nuestra noche aún con vida...
Cuando tu cuerpo fue mi agua;
el mío, yo tu nave.
Océano que se enciende.
Océano que se abre...

30 septiembre 2010

AMOR Y FUEGO, SIENDO INCENDIO AMBOS Y TEMBLOR EN PROPAGARSE

*
Fotografía: Joseme " Monumento a los Enamorados de la Peña, en la ciudad malagueña de Antequera"

*
Amor y Fuego, siendo incendio ambos y temblor en propagarse...
...Porque sobrevives sin cambiar de nombre, ni fondo, ni océano
cuando te ofreces sin medida ni moneda de cambio al tiempo.
Amor, el que te abres camino con sólo llamarte;
llamarada y deseo tan mortal como inextinguible.
Amor, de cada día, en cada llama, en cada aliento.
Aquí Tú, en forma de señal ahora,
en ese abrazo que siempre te pertenece, en el que nos llevas.
Desde el principio y temblor del fuego,
desde los ríos que bajan al mar de nuevo.
Montaña arriba...
Montaña abajo...
Argumento de esta tierra...
Tierra verde por todos los ojos que llegan...
Paisaje sin herida, herida, pupila y blanco...
Así, tan de repente, al mirarte...
¿Por qué abismo tuviste que marcharte,
tras aquel viento azul tan ligero?
Tan vacío de mar el cielo...
Tan lleno de abrazo el mar de ambos...
...
Amor y Fuego, siendo incendio ambos y temblor en propagarse...
Porque te han visto con los ojos llenos;
porque aquí nos sorprendes tan inmortal ahora,
abrazado al bronce de cada historia,
bajo ese abrazo que vuelve,
en silencio, sin su carne;
como grito y gloria.
*
"Por todos los que se fueron como Hamet Alhaiar y Tagzona, sin ser leyenda"

29 septiembre 2010

CON EL CORAZÓN AL AIRE

*

CON EL CORAZÓN AL AIRE

Nuevo mundo, con los años por delante;
tan antiguo el mismo, cuando aterrizan aquellos.
Su estrecha vereda,
hacia el otoño irremediable.
Al otro lado de la tierra…
El mar
La vida
El sol cuando se aleja
sin respuesta
tan triturado
La vida de nuevo.
Cuanto te escribió
en colores sin ocres.
El azul sin nombre
Sobre el rojo de la sangre
Este paisaje a borbotones
Un segundo, dos...
Tu mano equidistante
Nuestro secreto con alma.
Amanece, y cada día
Es un segundo más de abrazo
Sin el disfraz ya de la vida.
Como cada primavera que nos resta
Nuestro azul
La vida nuevamente
Cuanto nos escribió sin respuesta
Sin nada a cambio
A corazón y aire

28 septiembre 2010

DESDE MI MONTAÑA AL AIRE, EL VIENTO SERÉ

*

* Fotografía: Joseme
- SOLEDAD Y ÉXTASIS DEL VIENTO -
Cuando, en ciertas ocasiones, dejo la ventana abierta,
no es para que entre el aire,
si no para que salga toda la soledad que del mundo sin habla entra.


Amanece
y un grito cóncavo, pone todo en movimiento.
Es el viento que acude fiel a su cita, su amante la brisa.
Que desnuda lo absorbe, lo besa, le desnuda, lo limpia...
Porque tú sabes que el viento existe,
y las caricias...
Los corazones perdidos y esa montaña boca arriba.
La que nunca ama a escondidas.
. . . . . . . .
Porque desde mi montaña al aire, el viento seré.Te imaginas...
Labios, carne, incendio...
Mientras sobrevivimos.
Mientras el atardecer se despide en teoría
navegando entre azules y rojos.

27 septiembre 2010

COMO ESTRELLA QUE FUERA

*

COMO ESTRELLA QUE FUERA
-
A la luz de las sombras, del viento y de nadie,
acude la Luna presa a su cita.
Cada noche tan cerca,
pero siempre infinita...

Suspendida en el aire, va por delante,
con sus ojos llenos, de espejo y diamantes.
Rebosando horizonte y sueños inéditos.
Apagando distancias, abriendo otras nuevas.

A la luz de las sombras, del viento y de nadie,
acude la Luna presa a su cita.
Cada noche que sueñas,
cada noche distinta...

Suspendida en el aire, va por allí, sin sexo ni fuego,
entre el laberinto de ojos, de ojos sin dueño;
como estrella de nadie,
como estrella que fuera,
pero preñada del Sol que la besa de nuevo.

Suspendida en el aire, va ya cayendo…
La Luna que tiembla...
La Luna por dentro,
la Luna por fuera.
Por el viento sin ave,
por el tiempo que vuela...
Mar adentro.
Por sus ojos sin cielo.

24 septiembre 2010

¡ AY DEL VIENTO QUE NO FUERA NADA !

*

* Fotografía: Joseme
*
¡ AY DEL DEL VIENTO QUE NO FUERA NADA !

Porque me remito a tus ojos como mares,
puerto y verdad de la que nunca se apaga...

Mujer ¿Te acuerdas?
¿ Del vaivén de las olas insistiendo,
a golpe cruzado y cómplice de nuestra mirada ?
¿ De aquel invisible viento invariable...
con olor a Sur, a sol partícipe, sin tiempo ni abismo ?

Provisto de abrazo, latido,
manos,
pies,
piel y refugio compartidos.
Cercanía.
Pregunta.
¿ De aquel viento bajo la sombra, que tan estrechamente nos juntaba ?
Con olor, sabor…
A sal marina, azul abierto, a nube detenida.
A prisionero de la Tierra.
Amante otro más de ésta, cómo nos traspasaba insistiendo…
Rubor, tiempo, sueño sin descanso.
Silencio, viaje indefinido, cuerpo a cuerpo cuando estallaba...

Sombra, bajo aquella barca sobre la arena ahora...
La noche que se arrodillaba…
A la luz de nuestros cuerpos.
Luna tú; yo, desnudo sendero entre tus manos.
Nacimiento de aquel primer beso que nos esperaba.
¡ Y en secreto la noche, abrió sus alas !
Ya todo allí, hecho sed y uno. Océano y desembarco, orilla de nuestras almas.
¡ Ay del viento sin memoria !
¡ Ay del recuerdo que no fuera nada !

23 septiembre 2010

HÚMEDO AMOR, SECA GOTA...

*

HÚMEDO AMOR, SECA GOTA...
-*-
Húmedo amor, seca gota
De tu frente resbalan…
En suspenso las noches,
Los días sin formas.
Ondulantes caricias,
tantas como recuerdos.
Aquellos sueños sin párpados.
El aire que se devuelve,
El viento que se vuelve
vacío de senos y ensenadas,
El alma como tu mano.
La otra como suspiro y carne.
Sensación sin dominio
ni lenguaje del olvido.

Húmedo amor, seca gota…
A viento limpio,
herida y seca.
Hacia dentro…flor sin nombre.
Hacia fuera…flor que fuera
Cuando te anuncia la distancia
del viento, y no era.
Amor, memoria de tu agua.
Amor, adviento de tu tierra.
Cuando tu deseo alcanza nuestras penas,
cuando nuestras penas profanan tus deseos.
¡Nuestra tierra prometida!
Silencio de tus labios.
¡Habla, grita!
Cuando avanza tu grito...
Tu mismísimo aliento.
Como viva ola que volvía
cabalgando.

22 septiembre 2010

SOBRE LA POESÍA BAJO LA QUE VIVIMOS

*

SOBRE LA POESÍA BAJO LA QUE VIVIMOS
-
Porque era tu cuerpo y no era,
ni la memoria de las horas tan antigua...
Tu cuerpo de mujer desnuda,
contra montañas de palabras arriba.
Montaña aparentemente adormecida,
poesía verdaderamente seductora.

Ahora que, casi reconozco tu llanura, tu lengua,
mis palabras quedan a años luz de tu existencia.
Y abro este poema al azar,
como ejemplo y rabia de la mía ahora.
Porque ninguna palabra, ninguna,
podrá ser piel, piel de tus manos sin vida.
Pero nos queda el milagro, siempre el milagro,
de los ojos que te pronuncian, que te transportan
río adentro, en ese ánfora con vida.
Océano de todos; humedad, lluvia o incendio de tantos...
Nieve, escalofrío, quemadura que se aguanta.
Corazón, cuando te transformas, en una sola palabra.
Eso sí, desde la que siempre te arrojamos.

21 septiembre 2010

BESO.DOS LABIOS

*

BESO.DOS LABIOS
-.-
Beso. Dos labios
Tu frente de Luna
que de mujer regresas
día tras lluvia
noche tras fuego
tan de amor, sin dudas.

Beso. Dos labios
De rojo vencidos
cual amapola vivos.
Vivo y no vivo.

Beso. Dos labios.
Mi estancia y camino
En tu boca, mi boca
mientras cerramos los ojos
a la búsqueda de nosotros.

Beso. Dos labios, dos...
Silencio y suspiro
Vivo y respiro
Amor del que el siempre es testigo inmediato.
Y vuelvo...
Árbol, abrazo, río, agua...
Sed; tan como ser a lu lado.
Cuanto de ti, mi amor aprende.
Tal como tu pecho mismo.
Ahora mismo...
¡Verso adentro!

20 septiembre 2010

A CAMINO ABIERTO, DE PAISAJES Y CORAZONES

*

A CAMINO ABIERTO, DE PAISAJES Y CORAZONES
-
Por ti, camino increíble,
al amanecer,
partido el horizonte,
sobre la cumbre que se eleva,
tendida aún la noche y quieta,
bajo trémulas siluetas;
fijado el cielo,
y el azul que lo despierta
ola tras ola en piedra,
pisada tan antigua del mundo...
Que vas juntando
montaña tras montaña
alzando su copa al viento
bajo la libertad del abrazo
pequeñez y grandeza de ese universo.

A partir de ti,
dos en uno
bajo ese misterio.
De corazón a corazón
sobre la tierra.
Sobre ese camino que se abre
y que nunca se cierra.

17 septiembre 2010

A CIELO DESARMADO

*
* Fotografía: Lucas Gutiérrez

A CIELO DESARMADO
-
Aquí, bajo el cielo desarmado, ávido de interrogantes;
a retazos de la nube paralizada, desmembrada del polvo del viaje,
óxido y azufre de la tierra, rojos sus ojos azules ahora.
Desembarazada del Sol perdido que se regenera tras el horizonte,
sin trayectoria incesante, al fin y al cabo amado y temido presagio,
cúspide sin escultura que valga.
Que se transformará, como la montaña de orfanato, en otro milagro;
de oro y sed de todos los mortales amaneceres.
Aguas y horizontes abajo. Sobre la sal y el ébano de la noche.
Instante del rayo, de esa luz que retrocede,
en carne viva, hacia los ojos deshabitados.
Yelmo de la poesía, paladín inalámbrico.

Aquí, bajo el cielo que se retracta,
que resiste, a perder ese azul que lo adivina,
que lo descompone en una sola lengua sin habla:
La noche. Carencia de luz tan propagada. Sueño tras sueño.
Minúscula tras mayúscula. Allí, bajo el freno del mundo, de su sustancia.
Soledad sin lejanía. Pregunta tras pregunta.
Como ésta, nuestra libertad que viaja, hacia lo desconocido.
Nuestra existencia, conexión, con ese día que se marcha.
Inquietud, pasado,
libre albedrío de esa millonésima parte del espacio y tiempo que se evapora.
Imaginación quizás de todos los sueños legados.
Efímero instante del latido del que procedes,
del destino que te salva. Al fin y al cabo, mirada tras mirada.
Como poesía inacabada ahora.

16 septiembre 2010

SILENCIO, ZONA CERO ! CORAZÓN QUE SE PARA

*
*

¡ SILENCIO, ZONA CERO ! CORAZÓN QUE SE PARA

Corazón que se para.
Labios de otra tierra.
Blanca.
Blanco.
Negro.
Verde.
Color que se pierde.
Color que separa.
Como la muerte que vuelve.
Amarillo del pasado.
Soldado sin cuerpo.
Disparo.
Bala.
Agujero sin nombre.
Sin párpados.
Boca abajo, la tierra.
Poema que devuelve el viento.
Hundido.
Caído.
Ayer.
Ahora…
Silencio que yo siento.
Y tú, que lo estamos escuchando...
¡Tan abierto !
¡Tan cansado!
Eco, siempre de la mano del hombre.

15 septiembre 2010

MUNDO Y APARTE

*
* Fotografía: Joseme

MUNDO Y APARTE

Desde el atardecer que cierra paisajes y arquitecturas,
luces y barandas, días y pájaros...
Que llega, se lleva el tiempo de los hombres,
arrastrando arrabales y campos,
abismos y espejos, exuberancias y analogías, la distancia del aire,
la nieve blanca, la última palabra,
oro y amianto,
huso-azabache…
Desde el atardecer, al filo de lo andado,
el sol sin sombra, amarillo desangrado,
del azul al mar que lo recoge;
escotilla de la noche que se abre, regurgitando…
Rostros y miradas, ojos inseminados,
Corazones estremecidos, como recién nacidos
presagios.
Criaturas de la tierra, detrás de la brisa,
de la cerradura de los sueños,
del viento sur que levanta...amaneceres, mundos desarmados;
la carne huida y húmeda del verso,
sangre de todos y de nadie.
Latitud multiplicada,
al abrir y cerrar esa puerta.
Adivino deseo. Divina arteria.

Mundo y aparte.

14 septiembre 2010

A TI MUJER, POESÍA Y ESPERANZA

*

A TI MUJER, POESÍA Y ESPERANZA
-
Para buscar mis versos,
agité ríos y montañas,
caminos y lenguas,
desiertos y humedales,
árboles sin sombra,
amaneceres sin alma,
hasta océanos sin agua...
y dormida estabas tú entre mis sábanas.
De blanco y sueño,
Luna de verde esmeralda.
Criatura contra mis hombros
Primavera de mis palabras.

Para buscar mis versos...
Yo, mientras tanto te miraba,
Tú, mi sueño, así te despiertas.
Desnuda como mis manos,
poesía y habla,
de mujer esperanza.

13 septiembre 2010

BAJO EL VUELO DE LAS SOMBRAS

*

BAJO EL VUELO DE LAS SOMBRAS
-*-
Sombra al vuelo, reguero de las sombras.
En blanco y negro por dentro;
en noche y blanca tan exhausta.
Cuando despega esa hora llamada libertad.
Al filo del hombre
Otra sombra más que llega…
Una tras otra
A observarla.
Para tocarla.
Para quedársela.
Porque eran sus manos,
sus alas, sus ojos.
Su aliento cardíaco tan necesario.
Su pérdida de sangre, fruto del recuerdo.
Mientras de la palabra silencio
el hombre tiembla por lo que escucha.
Cual invisible paloma sin su arrullo.
¡ Ay sombra o vacío incalculable !
Porque nada te debemos,
porque nada nos enseñas.
Cuando ignoras la distancia, incluso,
de nuestras huellas.
Las del hombre,
cuando no es bestia nocturna.

10 septiembre 2010

AL NAUFRAGO SIN TIERRA

*

La barca regresa
sobre la soledad de las olas
¿ De qué azul y verde hablamos ?
AL NAUFRAGO SIN TIERRA
-
Vencida está la noche
de negro viento marinero…
La Luna media vestida,
la Luna que ni se entera...
Del mar viene la lluvia,
del mar viene la pena.
Tan antigua como la sal
como los ojos que se la llevan...
A caballo entre las olas,
a caballo entre las sombras...
Por el naufrago sin tierra,
por el naufrago sin memoria.
Entre el viento que ni lo trajo,
por el viento que redobla.
Ahora y por el siempre,
entre el blanco y la noche en que se pierde,
entre el azul y verde que llega...

09 septiembre 2010

REFLEXIONES y REFRACCIONES

*


 
LLUVIA INVERTIDA

Ya tengo corazón y habla
y tres nudos en la garganta…
Lluvia, océano y abrazo,
y una sin herida en el alma.
 
Por entre el azul que vives, aire,
llevas viento, mar y hambre...
Cada vez que toques tierra,
llévate ese cielo inalcanzable.
 
 
Como tus ojos no tenían nombre...
yo me fijé en el río:
VIDA, como el agua que corre,
siempre con dirección a los míos
¡Y te sigo!
 
 
SED RECÍPROCA
Una simple gota de lluvia abatida nos indica que no tan lejanos quedan los tristes mares que enterramos.
 
 
A PUÑO Y LETRA
Porque existe la montaña
y el aire azul que la levanta...
El pájaro es al viento,
como la libertad a la palabra.
¡A puño y letra!

 

EL BOSQUE
 
Anclado de verde y sombra,
más corazón que sueño...
Allá, queda su alma.
Acá, el verde que lo alimenta.
Más lucha por dentro.
Alma única que fuera
Ahora alma a la deriva.
Como un primer silencio.
¡Silencio…maquinaria a la vista!
 
Poema que se lo lleva el viento,
si el viento te lo devuelve,
ni es viento, ni es poema
 
No al hombre subterráneo,
ni a la palabra armada ungida...
Aire, tierra...
Toma y dame:
Corazón y sangre,
verde vida.
 
La fría hoja de la soledad,
nunca tiene ni cristal ni espejo,
ni fragmento al que le preguntes
A papel o cuchillo.
 
Uno, dos, tres...
Por la boca muere el pez.
3, 4, 5...
Por el hombre muere el oxígeno.
El agua, la raíz, el árbol...
Y así hasta el infinito.
 
 
Detrás de cada súplica
muere un trozo de libertad.
Gritó el pájaro de alambre al viento,
pensando
en ese que nunca volará
 
FILOSOFÍA DEL MOMENTO

Me preguntas por la noche sin rostro,
a ojos abiertos,
sacrílega respuesta del tiempo a la deriva.
Te pregunto…¿ si será muerte o sombra
o sólo vida a sangre fría?
¿Ese paso de la cordura a la locura
reinicio de todos los dioses?
Te respondo ¿ si esa luz será la última violeta
o escaso color inacabado, a falta de rostro y único?
Preguntas que el humano, en cadena,
encadena y grita en silencio cuando llegan.
Catarata tras catarata.
A ojos ciegos, sin río ni llama, ni altura.
Aunque a veces…imperfectos de mirada,
como humildes peldaños de escalera.
Sube y baja esa vida que arrastramos,
a pocos metros de la distancia que nos separa.
Hombre contra humano.
Me preguntas por la razón del más allá.
Y yo te estoy dando la insistencia de la existencia.
Acá. La dirección del momento.
A viento y palabra.
El camino hacia ti mismo.
 
Cuando de tu sangre dudas,
es porque eres…sólo pregunta.

 
La vida es un libro muy curioso, cuanto más leemos los humanos de él menos nos queda del camino de su autor. Eso sí, como artículo, maravilloso y único, pero breve.
 
Dicen a justicia plena,
que del pan que te sobra
repartas tu boca.
Pero la ley es otra

 
 

08 septiembre 2010

CUADRO AL DESNUDO


CUADRO AL DESNUDO

Desnudo os traigo un cuadro,
para que entre todos le demos vida.
Pon tú el horizonte, que yo pondré la palabra tendida.

Aquí...la hierba al viento sobre la hierba misma;
verde caida,
arroyo, laguna abajo al desnudo,
apenas sin simetría.
Allí, con collar de almendro, ese día como anchura...
La primavera recién parida,
con todos sus ojos sumisos...
Profundos, suave, vigía...

Como arquitectura, un solo y viejo muro
ladera abajo, en soledades de vacío y piedra…
Tan quemado por el sol, tan enfebrecido por los siglos.
Tan triste por lo que divide...
Por esas dos sombras que le visitan cada día.
Una tras otra... labios contra la pared, oblicuidad del cielo;
las del sol que sube y baja.
Una, la del despertar de la vida; la otra, la del adiós, la que le sigue

Ya puedes, mirar, ya debes casi de tocarlo.
Ya, puedes coger hasta ese pequeño puñal de la locura;
la de nuestra tierra.
Pero espera un momento, volvamos al cuadro
para terminarlo…
Elige tú, ahora, ese otro eje o instante del día…
Sobre el Amanecer o Atardecer de la sombras.
¡ Ay de las sombras desnudas !
¡ Ay de las invisibles sombras humanas !

07 septiembre 2010

DE SUEÑOS HACIA DENTRO, DE SUEÑOS HACIA FUERA

*


DE SUEÑOS HACIA DENTRO, DE SUEÑOS HACIA FUERA
-
¡ Ay de los sueños que nunca duermen !
¡ Ay de los sueños que nunca mueren !

¡ Ay de los sueños que nunca vuelven !

Dime ¿Te acuerdas ?
Cuando las nubes venían hacia nosotros…
Aquellas nubes sin tierra, ni abismo,
ni montañas de por medio.
Ansiosas, juguetonas
Hechas y desechas
Con sus senos de alumbre
Con sus pechos de cobre

Mientras la aurora distraída acudía a su cita
Seducida por el cielo de los pájaros ingrávidos
Mi nube, tu nube…de oso blanco,
de sirena entumecida.
De ánade en el nido, de elefante panza arriba.
Beso tras beso. De camino hacia el cielo. Señalando,
Tú, con tu dedo; yo, con entera tu mano cogida.
Tanto o casi como vivir allá arriba.
Allá desde la inocencia.
Un segundo o dos.
Acá, como volver a donde estábamos.
Al refugio de nuestro abrazo nocturno.
Bajo una gota, dos, tres…¡de lluvia!
¡ Lluvia, pero no la nuestra!

¿ Pero por qué se nos despiertan tan a menudo ?

¡Ay si los sueños se atraparan con las manos!
¡Ay de las manos que se quedan con los sueños!
¡Ay si tus sueños fueran mis manos !

06 septiembre 2010

TENDIDA Y BLANCA, CRIATURA

*
* Fotografía: Joseme

TENDIDA Y BLANCA, CRIATURA
-
A corazón abierto, tu nombre…
Cuando naces, sobrevives, te humedeces.
Bajo el colmillo de la noche,
ante el amarillo acero que atraviesa tu celo.
Blanco sobre la montaña,
aguas abajo, tu frío cuerpo, tu cálida muerte anunciada
de vida y habla.
Tu rostro, tus manos, tu blanca carne sin amenaza…
Transformada en valle, en elegía del río que se arrastra,
pecho y tiempo que se evapora...
Esa mar sobre la montaña, en sendero verde arboleda;
grano a grano, de copo y alma. Geografía tan necesaria.
Paloma y aire de tu mirada, vapor de blanca amapola.
Acertijo detrás de cada flor que se abre.
Desde mis sueños te veo, tus ojos deshabitados…
Vencido ya tu cuerpo de ángel, de húmeda estrella silenciosa.
Como cuando naces...Tendida, blanca, nocturna.
Si eres lo que vives, si eres lo que buscas...
Paz bajo el instante, desde el primer beso de tu boca.
¿ Cómo acallar tu nombre, como arrancárselo al viento,
a la nube que se lo lleva ?
¡ Para que sólo sea yo quien te quiera !

03 septiembre 2010

SOBRE EL AMANECER DEL POEMA

*
* Fotografía: Joseme


SOBRE EL AMANECER DEL POEMA
-
Y nació este poema al viento,
criatura sin carne ni armadura;
sólo ojos venideros,
sinalefa de su sangre abierta…nieve, espuma, fuego.
Eco frágil. Irremediablemente.
Fragmento indestructible, al amanecer de la tierra.
Al filo del paisaje, como buscando el pulmón de la niebla.
Pupila, amor que deja, como desnudo océano, ahora.
...
La otra mitad, que aún ni vive, de azul y amor se queja;
como llamando a la puerta.
La nieve en su silencio, la montaña que la besa…
El Sol...arado, camino...
…esfuerzo, garganta, pecho…
presentando su enigmática placenta,
como poeta sin manos, al grito de la ofrenda;
en diminutos segundos, en indecisos silencios.
...

Y nació este poema al viento,
criatura sin armas ni alambradas.
Como ojo sin sueño ni dueño,
como madrugada a hombros que estalla,
bajo los frágiles ojos del alba.
Porque es verdad que el poema,
ni es agua, nie es fuego, ni es tierra.
Quizás todo lo que conlleva...
Sueño, beso, abrazo; herida al viento que es huella.

02 septiembre 2010

METAMORFOSIS DEL AGUA

*Fotografía: Joseme 

METAMORFOSIS DEL AGUA

Como de vuelta a tu lecho que reclamas,
hito de esa piel tan antigua,
alegría o llanto que cae de lo etéreo,
al momento de la montaña que arrastras...
Tú, agua, desnuda en hebras,
florecida gota que al mar regresas,
entre el azul del naufragio a medias,
nube tras la sombra abierta,
vas y te lanzas…

Camino al viento desandado,
amante ciega y verdadera,
dinos si, ave inquieta viajera,
princesa de la tierra,
del azul profundo que navega,
idioma que precede a la tormenta,
labios sin tu boca,
que tras tus besos vuelves, una y mil, entre abrazos,
a sanar campos, a resucitar olvidos,
a petrificar fuegos sobre la lava inquieta...
¿eres círculo de nuestro mundo tierra
o transparente verdad cuando al universo te entregas?

Sibilante de la luz que se estrella ante tus ojos,
cristal, espejo a la espera de otros mundos,
cuando insistes,
como vencida vencedora,
a acompañarnos, en ese, nuestro viaje.
En este, tu sueño de peregrina,
sin despertar ni aprendizaje,
como diamante en bruto del deseo
que espera bajo el fuego sin forma.

Fuente dimanante, remanente,
del mar sediento que retienes,
y de vuelta a tu lecho marino,
de azul y ente te vuelves.
Como relámpago tras la ola,
como el océano que te abraza.
A caballo entre la vida y el misterio.
Cuando, tú, agua, atraviesas nuestros cuerpos,
y nuestros sueños se vuelven tu esperanza.